¿Qué está pasando en la HS de New Rochelle?

Sin palabras se podría decir, más hay que colocar palabras allí en esos mementos de dolor, de tragedia, de miedo, de confusión de desesperación, hay que colocar palabras tanto para las familias involucradas como para toda la comunidad de New Rochelle.

Estos actos de violencia impensables, se pueden pronosticar y más importante aún, prevenir. Ninguna persona del mundo se convierte en un ser violento de la noche a la mañana. Los desórdenes de conducta y personalidades agresivas, no empatía, ni muestras de remordimiento se ven desde los 7 años e incluso antes; por ejemplo la crueldad con los animales, es un síntoma típico de agresividad y de desorden de conducta.

Desde la escuela elemental los profesores y los padres, se dan cuenta que tienen un niño violento, agresivo, “enfermo” en sus manos…más sino se interviene desde ahí, la probabilidad de que este niño termine cometiendo actos criminales en la adolescencia y en su edad adulta es demasiado alta, por no decir que es del 100%. Niños que comienzan a mostrar estos síntomas, necesitan intervención psiquiátrica, psicológica y neurológica, necesitan terapia, medicación y control.

Probablemente en este momento muchos odian a la joven que mató a otra joven de 16 años, al joven de 16 años que apuñalo al de 15, mas detrás de cada uno de ellos lo que existe es una enfermedad mental escondida, desatendía y la cual se empeora mucho más cuando es auto medicada y controlada con drogas callejeras.

ASI QUE A OBSERVAR PARTICIPATIVMENTE.

Por Gladys Pérez Di Vito

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*